Robert Plant

panrobert
MADRID 18 de Mayo de 1990
MADRID 14 de Julio de 2016
 

MADRID 18 de Mayo de 1990

MADRID 14 de Julio de 2016

Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 SET List Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 1 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 2 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 3 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 4

Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 5 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 6 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 7 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 8 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 9 Robert Plant - Madrid 14 de Julio de 2016 Foto 10

Se apagan las luces y van apareciendo en el escenario los componentes de The Sensational Space Shifters, todos vestidos de negro. Al poco aparece Robert Plant con una visible camisa roja. No pude evitar que se me erizaran los pelos de la nuca y que se me pusiera la piel de gallina. Nunca había visto a Plant y su sola presencia, los cientos de horas que me he pasado escuchando música de Led Zeppelin, su influencia en mi cultura musical… fue uno de esos momentos en que no pude controlar emocionarme, sin estar excesivamente nervioso antes de que empezara. Me encantó que en el bombo de la batería estuviera su símbolo personal desde el disco Led Zeppelin IV: la pluma dentro de un círculo negro.

Muchas versiones de Zeppelin, algunas interpretadas de forma canónica (What is and what should never be) y otras con mucha libertad, con instrumentos africanos y con solos e improvisaciones nuevas (Whole lotta love, Rain song). El comienzo con Babe I’m gonna leave you fue de lagrimón. Los seguidores de nuestra página ya sabrán que no nos importa en exceso la perfección técnica enfrentándola a las emociones que la música o sus interpretes producen. Robert Plant tiene 68 años, un carisma brutal y una voz que da la talla aunque su presencia escénica es algo estática. Sus músicos eran impecables, profesionales y cercanos con la audiencia, sabiendo que el 99% del tiempo del concierto nadie se va a fijar en ellos sino en el protagonista de la noche. Todos tuvieron su espacio para lucimiento personal. Sonaron canciones de su último disco Lullaby and…the ceaseless roar, junto a versiones muy atrevidas de Fixin’ to die de Dylan y de Spoonful de Willie Dixon.

No sé cuantas personas esperaban Stairway to heaven, muy de actualidad en la fecha del concierto por el reciente juicio y acusación de plagio de Taurus de Spirit, de los que los supervivientes de Led Zeppelin han salido absueltos en un tribunal norteamericano. Aparte de ser un clásico entre los clásicos, entiendo que hubiera cierto morbo. Yo no la esperaba, es un imprescindible como Smoke on the water, Blowin’ in the wind o Yesterday, por ahí se empieza…pero ya resulta en exceso cansina. Los mismos Zeppelin ya no la soportaban en su día y se mofaban de ella y de la laaaarga (y obligada) interpretación.

Plant goza de mucho sentido del humor. Nos llamaba ‘queridos pasaheeros’, bromeo con el brexit y su consideración de no-europeos. Con mucha coña explicó lo absurdo que le parecía que Juldeh Camara, músico de Gambia, y los demás miembros de su banda, todos británicos, pertenezcan ahora a una entidad política parecida, diferente a la europea.

Acabaron con Goin’ to California cantada como una nana. El concierto fue corto y supo a poco. Y fue genial.

No hay comentarios

Cuéntanos algo!

Sonido EPF·····························································© 2013 Francis Tsang y Pablo de las Heras························································Síguenos enfacebook